Confusión en el quiosco

PRVOL_01_PABLOESCRIBÁ

juntos

No es cierto eso de que no existen periódicos de izquierdas en España. En realidad lo que ocurre es que no existe un periódico fuerte de izquierdas entre los grandes medios.  El público objetivo  se encuentra perdido ante la multitud de periódicos o medios online a visitar, y el problema de tanta variedad es que cuesta decidirse por algo.

Con la existencia de Público el lector podía encontrar noticias de centro-izquierda albergadas en un único medio. Pero actualmente es imposible visitar todas las páginas web o adquirir los periódicos en papel que contienen esos contenidos.

kobomini-overview-newsstand-enEs cierto que en la variedad está en el gusto, pero la variedad de la derecha (ABC, La Razón, El Mundo, La Gaceta) es mucho más fácil de abarcar y de cubrir.  En la izquierda todo está más difuminado. No hay que pensar demasiado, tras la desaparición del diario de Roures han surgido ocho nuevos medios: eldiario.es, Mongolia, Líbero, Alternativas Económicas, Materia, infoLibre/tintaLibre, MásPúblico/La Marea y la web de Público. Es cierto que únicamente cuatro de esos ocho se podrían considerar medios completos en todos los aspectos, pero el número no se queda ahí. A estos cuatro hay que sumarle, Le Monde Diplomatique, El Diagonal, Letras libres, Rebelión, Gara, La República, Kaos en la red, El Plural y se podrían seguir diciendo nombres.

Esto más que un beneficio, resulta un problema para la gente que quiere saber lo que pasa desde un punto de vista distinto al que ofrecen los medios de comunicación de masas. Y aunque la mayoría de medios tratan a diario los mismos temas, existen diferencias que hace que la gente ante la imposibilidad de seguirlos todos, se sienta un poco abrumada y sin fuerza y tiempo para visitarlos todos.

Esta situación es análoga a la de los colectivos sociales que se manifiestan contra el PP y el PSOE, o a los partidos políticos que podrían crecer por el descontento de la gente. Desde la desaparición de Público el periodismo impreso de centro-izquierda está huérfano de un medio que ocupe su lugar y ese nicho es el que hace falta que se ocupe. Mientras, la multitud de pequeños medios independientes luchan contra los grandes periódicos por hacerse un hueco, pero al contrario que ocurre en la sociedad donde los pequeños colectivos aun siendo independientes tienen el objetivo común de defender los derechos de todos, estos pequeños medios también luchan entre ellos por ser la referencia de los lectores de esa ideología. Y es que, al fin y al cabo, la colaboración entre personas para lograr un objetivo común es difícil de conseguir. Quizá esta cuestión se podría solucionar de una manera, pues ¿no sería una opción para estos medios intentar crear entre varios uno más grande y fuerte? De esa manera, ese nicho actualmente vacío, volvería a estar ocupado.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s